Kevin KrejciLa Organización Mundial de la Salud ha etiquetado la obesidad infantil como una de los más serios retos de la salud pública en el siglo 21.

Una política de intervención que ayude a alcanzar niveles aceptables de peso significa introducir y mantener estrategias que alienten hábitos alimenticios saludables. El reto es agravado por el bombardeo de marketing y publicidad que, disimulada y negativamente, influencia en los patrones de preferencias y consumo de la gente.

markhayesA mis seis años tuve una crisis de salud: me sangró mucho la nariz, bajé de peso. Mis papás me dieron muchas vitaminas y comencé a engordar.

Todos decían que estaba sano y lindo porque era gordito. Hasta mi adolescencia fui rellenito. Cuando estaba terminando el colegio hice varios intentos exitosos para bajar de peso. Dejaba de comer o comía la mitad de lo que me servían. Por un tiempo se me quitó el hambre. En mi primer trabajo comencé a engordar de nuevo porque era sedentario. Hacía dietas, que no funcionaban porque las abandonaba.

obesse woman1024pxA mis 40 años pesaba 300 libras. Tenía 125 libras de sobrepeso. Padecía de tres hernias discales, apnea del sueño e inicios de problemas en el corazón, cansancio y depresión.

Mi estado de ánimo variaba de muy triste a irritable. Dejé de mirarme al espejo. Por la noche y a escondidas comía mucho para terminar sintiéndome peor. Me fui alejando de mis actividades favoritas y sociales. Eso me causaba efectos negativos física, y emocional y familiar.

lonchera saludableLa buena nutrición en la infancia es vital para tener una vida saludable. Esto depende en gran medida de los padres. Lo que sus hijos comen fuera de casa puede hacer la diferencia.

Las loncheras deben ser saludables, no cargadas de frituras y refrescos procesados. Una buena lonchera debería tener emparedados, fruta, refrescos naturales y mucha agua.

© oksun70Oscar y Daniel de 6 y 3 años adoran comer frijoles, maíz dulce, brócoli, zuquini, aguacate, cebolla con limón, tomate, zanahoria y las frutas de todos los colores. Son niños listos, felices y saludables.

Susy, la mamá, nos compartió sus secretos para que la hora de comer sea provechosa.

28901301163 efb9019260 o1024pxSe llama Ángel Fernández Artime. Es el Rector Mayor de los salesianos. Ha sido una visita de privilegio si se tiene en cuenta que nuestra inspectoría (provincia) es un pequeño rincón en la geografía salesiana extendida en cinco continentes y 33 naciones. Una de las 84 inspectorías que totalizan más de 14 mil salesianos y más de 400 novicios.

29044198100 040bcca81a o1024pxEmociona cuando uno piensa en la Familia Salesiana en el mundo por esta realidad que evidentemente fue un sueño y una primera realización de Don Bosco y que, después, como un árbol muy sano ha ido desarrollándose.

Hoy tenemos en la Familia Salesiana 31 grupos. Es una realidad impresionante. Sin querer ser orgullosos, pero sí tomar conciencia de este hecho, somos la familia religiosa más diversa y más numerosa de la iglesia católica, y con una realidad, jurídicamente hablando, de unas 300 mil personas.

dreamstime m 722681531024pxQueridos hermanos y hermanas, permítanme que se los diga con claridad y radicalidad. Como nuestras obras y nuestro servicio y el trabajo pastoral en las parroquias y en las obras salesianas, como el punto de vista sea nuestra sabiduría humana, es decir nuestros planes, lo que nosotros creemos que nos interesa más, que es más rentable, que es más fructífero, tengan por seguro que, antes o después, acaba perdiendo la vida, acaba no significando nada.

29202157871 8e90ff3316 o1024pxSomos Familia Salesiana que ha ido creciendo de manera hermosa en el tiempo y ha evolucionado en el tiempo porque nuestros grupos son cuerpos vivos. La realidad no es la misma que en 1911. La fidelidad al carisma es lo más importante. Cómo cambian las demás cosas es lo de menos. Somos Familia Salesiana, no para contemplarnos a nosotros mismos, no para estar muy a gusto con cualquier cosita que hacemos, sino para ser provocadoramente evangélicos, siguiendo el evangelio de Jesús y testimoniarlo.

28859474263 5aa3e7c283 o1024px¿Somos Familia Salesiana para reunirnos en un día de fiesta? ¿Para autocomplacernos y decirnos qué buen grupo somos? ¡Sé que no! Estoy haciendo caricatura.

Creo que tendríamos que distinguirnos como Familia Salesiana por ser de puertas abiertas. Es decir, que pudiera sentir nuestra gente que son siempre bien acogidos, que, yendo a este o aquel grupo, las puertas están abiertas, que son escuchados, que son recibidos con respeto.

El Señor Jesús nos está invitando clarísimamente, casi atrevidamente, descaradamente, a ser seguidores de Él, a ser discípulos suyos. Todos los jóvenes aquí presentes, jóvenes de nuestro MJS, sienten este deseo de seguir a Jesús. ¿Cómo se hace? De hecho, el Señor da algunas pistas. Dice: Uno no se pone a construir una torre si no ha pensado por dónde tiene que ir el proyecto que quiere hacer, si tendré los recursos o, como en una batalla, uno no cree que va a emprender un conflicto si no cree tener buen resultado.

Ahora viene la concreción. Queridos jóvenes seguir a Jesús no es solamente: Ah, qué bueno, vamos a seguir a Jesús, pero ... ¿Qué significa para cada uno seguir a Jesús? ¿Cómo? ¿De qué manera? ¿Cómo se hace concreto en la vida de cada uno que tenemos edades diferentes, momentos diversos?

29489276066 69ca3b0170 o1024pxSeguir a Jesús no significa solamente preguntarse: ¿Qué me apetece? ¿Qué es lo que me gusta? Seguir a Jesús significa: ¿Qué creo que debo hacer con mi vida? Preguntarme si me gusta, si me siento con capacidad. Porque antes le hemos preguntado al Señor y le seguimos preguntando: Señor, ¿qué quieres de mí? Señor, ¿qué esperas de mí?

29219172632 8b33981ffc o1024pxJóvenes, me gustaría ser Don Bosco para sembrar en ustedes el deseo de santidad que tuvo Domingo Savio o Francisco Besucco o los primeros muchachos del oratorio o Miguel Rúa. Pero, como no soy Don Bosco, no tengo esta capacidad.