familiaesperanzada Propuestas para recorrer este camino

caminando La fe y la esperanza avanzan juntas.

Hagamos como Don Bosco que tenía la capacidad de entusiasmar a sus muchachos para experimentar la vida como fiesta y la fe como felicidad.

oracion La oración es escuela de esperanza.

Hagamos camino con los jóvenes y con sus familias orando, aprendiendo a orar mejor y ejercitando la esperanza al orar más y mejor.

cansancio Crecemos viviendo con sentido los cansancios de la vida cotidiana.

Ayudemos a los jóvenes, a sus familias y al Pueblo de Dios a descubrir los dones que Dios nos regala, sin lamentarnos, proponiendo metas que entusiasmen y saquen de la monotonía y mediocridad.

pobre La esperanza se hace fuertemente presente en los pobres y los excluidos.

La fidelidad al Señor con Don Bosco pasa a través de la opción preferencial por los más pobres, abandonados y excluidos.

dolor Reconocernos en el dolor del otro

Ser fieles a Don Bosco hoy pasa por estar activamente del lado de quienes sufren cualquier tipo de injusticia.

perdido Vivamos la esperanza especialmente en tiempos de dificultad y de desconcierto.

Dejémonos educar por Dios. Confiemos en él especialmente en los momentos de oscuridad.



Este artículo está en:

Boletín Salesiano Don Bosco en Centroamérica
Edición 250 Marzo Abril 2021

Recibir notificaciones de nuevos lanzamientos:

Suscribirse

Compartir